SHARE

La Fiscalía General de la Nación en Bogotá amaneció cubierta de ramas, hojas, y troncos de madera, representando un “cementerio” ecológico debido a la deforestación de la Amazonía colombiana, en una acción que sirvió de marco a una denuncia penal presentada por el movimiento cívico Avaaz en la que advierte que, el Parque Nacional Natural Serranía de Chiribiquete, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, se encontraría en serio peligro.

Avaaz presentó la denuncia penal ante la Oficina de Derechos Humanos de la Fiscalía, en la que se advierte que de continuar la deforestación en las áreas de amortiguación del Parque Nacional Chiribiquete, estas acciones criminales pondrían en riesgo a este patrimonio natural y cultural de la UNESCO. En la tasa actual de deforestación, Colombia está perdiendo el equivalente 293 canchas de fútbol por día.

En los últimos dos años, la deforestación en la Amazonía colombiana ha desatado varias alertas internacionales, manchando la ilusión del compromiso de Colombia de deforestación cero en la Amazonía para el 2020 según el Acuerdo de París.

Más de un millón de ciudadanos de todo el mundo firmaron en esa plataforma para exigirle al gobierno que detenga la degradación ambiental.

La denuncia pide la investigación de cuatro crímenes ambientales: invasión de áreas de especial importancia ecológica, daño en los recursos naturales, contaminación ambiental e ilícito aprovechamiento de los recursos naturales renovables. Una acción de este tipo le da a la Fiscalía las herramientas y el mandato para investigar tanto a los autores materiales de estos crímenes ambientales como a sus autores intelectuales.

La acción penal que fundamenta esta acción legal en las fotografías y descripciones proporcionadas por miembros de la comunidad de San Vicente del Caguán, imágenes satelitales y con geolocalización para confirmar la alarmante tasa de deforestación, los resultados de la investigación financiada por Avaaz.

LEAVE A REPLY