SHARE


Hoy 20 de mayo, se celebra el Día mundial de las abejas, fecha que desde el 2018 fue declarada por Naciones Unidas y cuya temática establecida para este año por el organismo multilateral es: ”Compromiso con las abejas”, poniendo de relieve la importancia de los conocimientos tradicionales relacionados con la apicultura, el uso de productos y servicios derivados de la producción apícola y su importancia para lograr los Objetivos de Desarrollo Sostenible”. En tal sentido, se destaca un proyecto incentivado por la CAR Cundinamarca, del cual hacen parte cincuenta familias, y a través del cual la Corporación busca promover el aumento de polinizadores a través del fomento de la producción apícola ecológica, como alternativa sostenible en el marco de los Planes de Manejo Ambiental, en áreas protegidas de los municipios de La Vega, Zipacón, Anolaima, Bojacá, Sasaima, La Palma y Ráquira.

Este proyecto, además de generar una alternativa sostenible para las familias que viven dentro de las áreas protegidas de los cinco municipios, busca mediante la instalación de colmenas en diversos puntos estratégicos, iniciar un proceso de restauración ecológica junto con el aumento de polinizadores, en este caso de las abejas; un proyecto integral que impacta los tres pilares del desarrollo sostenible: lo social, lo económico y lo ambiental. La iniciativa abarca cuatro etapas fundamentales para garantizar su sostenibilidad: etapa 1, evaluación preliminar para la instalación del sistema productivo apícola asociado y tecnificado, donde se incluyeron las 50 familias de los municipios de Anolaima, Bojacá, La Vega, La Palma y Zipacón del departamento de Cundinamarca y Ráquira del departamento de Boyacá; etapa 2, consistente en la formulación de las estrategias de sostenibilidad del sistema productivo apícola ecológico; etapa 3, que corresponde a la puesta en marcha de las estrategias de sostenibilidad del sistema productivo apícola ecológico y finalmente una etapa 4, de definición del modelo de negocios y sello de identidad.

LEAVE A REPLY