SHARE

En compañía de autoridades distritales, la CAR Cundinamarca realizó un operativo a la planta de aprovechamiento de residuos de construcción y demolición -RCD-, denominada LA SECAM JR, ubicada en la localidad de Usme

Durante el proceso se identificaron preocupantes problemas en cuanto al mal manejo de las aguas lluvias y de escorrentia, emisión de material particulado por actividades de trituración y cargue y transporte interno de RCD. Además, se identificaron impactos ambientales sobre el paisaje por el gran tamaño del área intervenida y la falta de actividades de reforestación. Además, se evidenció una amenaza por remoción en masa, por el alta pendiente del terreno y acumulación de materiales, que durante periodos lluviosos puede desencadenar deslizamientos, como ya ha ocurrido en otras ocasiones.

La directora de la oficina regional Bogotá – La Calera de la CAR Cundinamarca, Sandra Riveros, aseguró que a partir de la fecha se iniciarán las acciones jurídicas a que haya lugar, para darle solución pronta y eficaz a la preocupante problemática encontrada. De otra parte, en Soacha, en una diligencia que contó con el acompañamiento de la alcaldía municipal, la Policía y la Inspección Tercera Municipal, la CAR puso freno a las actividades de encerramiento y disposición de RCD que se estaban llevando a cabo en zona de protección de la Quebrada Tibanica, en el sector de Olivares. La Corporación adelanta las acciones pertinentes para imponer la respectiva sanción por esta infracción ambiental, al disponer inadecuadamente estos residuos en zona de ronda de una fuente hídrica.

Tomado de: Sala de prensa CAR

LEAVE A REPLY