SHARE
Hugh Possingham, líder científico de la organización The Nature Conservancy. / Óscar Pérez - El Espectador
Hugh Possingham, líder científico de la organización The Nature Conservancy. / Óscar Pérez – El Espectador

El director ejecutivo de ciencia de The Nature Conservancy comanda un grupo de más de 600 científicos en 72 países cuyo reto es buscar soluciones para satisfacer las crecientes demandas de la población y al mismo tiempo proteger ecosistemas estratégicos.

El australiano está de paso en Colombia, con motivo del 27º Congreso Internacional de Biología, que se celebrará entre el 23 y el 27 de julio en Cartagena y se refirió a la deforestación en Colombia y otros temas ambientales.

Indicó que la deforestación es un problema global. En Queensland (Australia) tenemos el mismo problema. Lo que se ha hecho allá es enseñarle a la gente que la deforestación tiene impacto en el cambio climático. La deforestación representa el 10 % de nuestras emisiones de gases, así que detener la deforestación equivale a sacar de circulación la mitad de los carros. Entonces les puedes preguntar a los colombianos qué prefieren: ¿detener la deforestación o sacar de circulación tal cantidad de carros? Hay que decirle a la gente que deforestar el Amazonas es una ecuación en la que todo el mundo pierde.

En términos económicos dijo manifestó que Colombia es un país con biodiversidad, tiene un gran potencial para la industria de ecoturismo, cada vez hay más trabajos sostenibles que permiten que las personas se involucren en la protección de las áreas. En Estados Unidos, la industria de observación de aves aporta US$50.000 millones al año. Cuando esas personas vengan a Colombia van a gastar US$500 dólares, entre hotelería, comida y servicios. Si eres un observador de aves serio vas a tener que venir a este país.

HUGH POSSINGHAM por último resalto la importancia de la ciencia de la conservación y el trabajo mancomunado con el sector privado, en este proceso hay un gran ejemplo en Brasil, donde la industria de la soya estaba arrasando con el Amazonas. Allá tenemos un proyecto de Soya Cero Deforestación con los grandes comerciantes del negocio, quienes decidieron comprar soya de áreas en donde no hay problemas de deforestación. En Colombia estamos tratando de implementar un modelo similar, puntualizó.

Fuente: Periódico El Espectador

 

 

LEAVE A REPLY