SHARE

 Earthwake es una empresa francesa la cual tiene por misión  promover soluciones que reduzcan el volumen de residuos plásticos, especialmente en los países emergentes.

Sus creadores creen que el valor de los residuos se puede utilizar para crear un modelo económico para recolectar plásticos usados y crear empleos.

Han desarrollado equipos, como la máquina Chrysalis, que transforma los desechos plásticos en combustible para operar generadores o motores de barcos o tractores.

“Sería genial poder dar algo a las personas que les permita saber qué hacer con sus residuos de plástico en lugar de tirarlos a la naturaleza. Debe reutilizarlo y no usarlo durante 30 segundos y desecharlo”, afirmó Christopher Costes, inventor de Chrysalis.

Esta hazaña abre nuevas oportunidades económicas en torno a la descontaminación. También podría ser una solución en los países emergentes que son las primeras víctimas de este flagelo.

LEAVE A REPLY