SHARE

El Centro de Monitoreo Hidrológico y del Clima de la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca (CAR), advirtió sobre un doble pronóstico climatológico para lo que queda del mes de junio.

Iniciando en la cuenta alta de los ríos de Bogotá, Tunjuelo, Teusacá y Machetá, seguirá la temporada de lluvias, teniendo en cuenta un inicio de temporada seca en distintas zonas de la sabana de Bogotá, el complejo lagunar de Fúquene, el río Negro, la vertiente del río Magdalena y la cuenca baja de río Bogotá.

Según la Corporación, en el caso de las zonas altas. En donde se resalta aún las lluvias, se evidenció que pese a las precipitaciones que han sido continuas los niveles del río Bogotá se mantienen estables y sin representar ningún riesgo para la comunidad.

Por otro lado, se verificó que con la crecida del río Apulo, como el del río Bogotá a la altura de Tocaima, una situación la cual tuvo cerrada, exactamente el 10 de junio, situación que resalta que la comunidad debe mantenerse alerta ante cualquier situación de riesgo. Además, se espera que con el inicio de esta temporada seca disminuya de manera drástica la oferta hídrica, por la razón que la entidad invita a toda la comunidad de dichas zonas a racionar el recurso hídrico ante la posibilidad de desabastecimiento.

Finalmente, les recuerda que todos los boletines informativos y alertas que se publican diariamente por el Centro de Monitoreo Hidrológico y del Clima de la CAR, se encuentran disponibles para todas las personas y lo pueden consultar en el siguiente enlace: https://bit.ly/3cMWmG3

Información tomada de: La CAR

LEAVE A REPLY