El caballo de mar fue arrastrado por una corriente de basura en Indonesia. Tomada del Facebook de Justin Hofman

Esta fotografía de un caballito de mar aferrándose a un copito de algodón fue tomada por Justin Hofman en Indonesia. Se estima que sólo en el 2010 se vertieron al mar 8.000 toneladas de plástico.

“Es una foto que deseo que no existiera, pero ahora que lo hace quiero que todos la vean”. Estas son las palabras con las que Justin Hofman, fotógrafo estadunidense, empieza uno de los post en Facebook que, probablemente, más atención han captado, pues muestra la fotografía de un caballito de mar que se aferra a un copito de algodón.

Según explica el propio Hofman en su red social, la fotografía fue tomada en el archipiélago de Indonesia mientras una corriente de basura rodeaba al caballito de mar. “Lo que comenzó como una oportunidad para fotografiar un tierno caballito de mar se convirtió en frustración y tristeza cuando la marea trajo consigo pedazos de basura y desechos de alcantarillado”, comenta el fotógrafo.

Ha sido tal el impacto de la imagen que sólo en Instagram, donde también la compartió, ya tiene 15.382 “me gusta”, y varios medios alrededor del mundo se han referido a ella. Es más, la fotografía estará concursando para ganarse el premio Wildlife Photographer of the Yearpromovido por el Museo de Historia Natural de Londres.

 

La contaminación del mar por plástico, sin duda, es una de las mayores problemáticas que afronta la Tierra. Las imágenes de tortugas asfixiadas por comer plástico o aves enredadas en el plástico de los “six pack” de cerveza también le han dado la vuelta al mundo. Según advirtió un estudio publicado por la Universidad de Georgia (Estados Unidos), sólo en 2010 se vertieron al mar 8.000 toneladas de plástico, y se teme que la cantidad acumulada para 2025 pueda alcanzar los 155 millones de toneladas.

Igualmente, a principios de este mes, un equipo de investigadores deAlgalita, organización dedicada a estudiar la contaminación por plástico en los mares, descubrió una nueva “isla de plástico” cerca a las costas de Chile y Perú. Se trata de un parche de residuos que navegan a la deriva y que se une a los cinco más que el capitán Charles Moore, director de la organización, viene identificando desde 1997. Esta nueva “isla”, estiman, podría tener el tamaño de Colombia.

Lo cierto, como el mismo Hofman dice en su post, es que la imagen de este caballito de mar sirve para preguntarnos muchas cosas. “¿Qué tipo de futuro estamos creando? ¿Cómo podemos realizar acciones que cambien nuestro planeta?”, concluye Hofman en el post.

Fuente: Periódico El Espectador

Artículo anteriorCONOZCA LA ESPECIE DE TORTUGA QUE SE CREÍA EXTINTA DESDE HACE 150 AÑOS
Artículo siguienteEL 25% DE LA INVERSIÓN AMBIENTAL EN COLOMBIA ES DE COOPERACIÓN INTERNACIONAL